Prevención contra el cáncer de mama

El cáncer de mama, se ha convertido, en la segunda causa de muerte en las mujeres, un dato escalofriante. Cada vez hay más campañas para la prevención de esta terrible enfermedad y dar la información necesaria para detectarlo tempranamente.

Para rebajar las cifras de esta enfermedad mortal, está a nuestro alcance conseguirlo. Hemos de mentalizarnos en no ser descuidadas y realizar los consejos médicos que tanto nos insisten. Auto examinarse, es una de las posibilidades que se nos ofrece, para ello, hemos de tener la información suficiente y saber cómo realizarla.

El autoexamen, se realiza una semana después de la regla. Se ha de recostarse con un brazo detrás de la nuca y con la otra se realiza las palpaciones en forma de espiral, de dentro hacia afuera y viceversa. Seguidamente de arriba a abajo y de fuera hacia adentro. Es muy fácil de realizar y se efectúa una prevención del 80%.

Las mamografías, consisten en estrujarte el seno (nada serio), hasta que se obtiene la imagen más necesaria, detectando lo que se quiere o desea verse dentro. No es nada insoportable, es necesario y sufrible, ya que merece la pena. Estas pruebas se realizan a partir de los 40.

Una norma, básica e importante, no solo para esta enfermedad, sino para cualquier estilo de vida, es llevar unos buenos hábitos de vida. Una buena alimentación de frutas y verduras, es un buen seguro de vida. La alimentación, ejerce una importancia total en las hormonas, las cuales, son decisivas en el cáncer.

fuente: linea y forma