Helado salado, nueva moda culinaria

Helado salado

Las modas no tienen que ver sólo con la vestimenta, el calzado, los accesorios y los peinados, sino que están presentes en todo lo que hace a nuestra vida cotidiana. Un buen ejemplo de ello es, por ejemplo, lo que sucede con las modas culinarias, entre las que no podemos dejar de destacar el gran lugar que ocupa, en las últimas semanas, la tendencia de personas de todo el mundo a consumir helado salado.

Lo primero que se debe saber acerca del helado salado es que en su caso, el proceso de creación es parecido al convencional, y en el caso de los restaurantes que lo han adoptado, lo utilizan con diversos fines, sobre todo a partir de la necesidad de poder presentar un alimento que acompañe, con un sabor exquisito y un toque de frío, tanto entradas como platos calientes.

De esta forma, parece que en los próximos tiempos tendremos que comenzar a olvidarnos de la clásica concepción de los helados dulces, para empezar a pensar en que también existen otros de sabores salados. De todos modos, parece que, al menos de momento, estos alimentos no se usarán como postres, sino simplemente para acompañar comidas saladas.

Ahora bien, lo más extraño de todo, es que al enterarse de la existencia de los helados salados, lo primero que uno quiere saber es qué tipo de alimentos pueden congelarse para ser ofrecidos al público. Pues bien, entre ellos se encuentran algunos como por ejemplo vegetales, embutidos, carnes rojas y blancas, y básicamente cualquier otro que se nos ocurra.

Eso sí, hay que destacar que el patentamiento de los helados salados existen desde hace décadas, aunque hasta ahora nadie se había animado a ponerlo en la carta de su restaurante ni a probarlo en casa. Parece que, luego de tanto tiempo, la concepción del helado como postre se ha expandido, y pasará a ser también un alimento de entrada.

Ir arriba