Dietas disociadas

Esta dieta está basada en tomar las proteínas solas por un lado, y los hidratos de carbono solo por otro,  ya que cada uno de estos grupos alimenticios necesita un PH diferente en el estómago para una mejor digestión y una mejor asimilación de los nutrientes.

La dieta disociada es una dieta muy fácil de llevarla y se la puede hacer en cualquier lugar donde uno se encuentre. Con esta dieta las proteínas se debe ingerir solas tales como son: huevos, queso, carne pescado, levadura de cerveza, lentejas, garbanzos, yogurt, tofu, leche, gluten o hesitan, tempeh, alga espirulina, frutos secos, y otro tipo de legumbre o poroto.

Los hidratos de carbono también se toman solos y pueden ser: boniatos, pasta, maíz, patatas, arroz, pan, tapioca, y cualquier otro cereal; en las dietas disociadas la fruta se debe tomar siempre fuera de la comida, solamente la pera y la manzana se puede tomar de vez en cuando después de la comida; y los yogures y los frutos secos se combinan con todo y se puede tomar con todo.

Tiene algunas ventajas como que es una dieta muy sencilla de hacer simplemente se debe tomar en cuenta que alimentos son proteínas y cuales son hidratos de carbono; se puede comer todo con lo cual no hay que hacer cambios difíciles ni hay que comprar alimentos caros o difíciles de encontrar. Tampoco hay que pesar los alimentos, ni contar las calorías, ademas con esta dieta se mejora muchísimo la digestión.

Fuente: facilísimo