El ejercicio para proteger el corazón

Uno de los beneficios que nunca vamos a dejar de destacar acerca del ejercicio físico, está directamente relacionado con la protección que le estamos brindando, a través del desarrollo de distintos deportes, a nuestro propio corazón, para de ese modo asegurarnos su mejor funcionamiento por una mayor cantidad de tiempo, y la no aparición de enfermedades cardiovasculares, entre otros males.

De hecho, para abonar esta teoría, debemos decir que un estudio británico ha demostrado en las últimas horas, que la práctica regular de actividad física ayuda a proteger el corazón, sin importar que ésta sea iniciada tardíamente, después de los 40 o 50 años, considerando que aquellas personas que mantienen rutinas de entrenamiento de, como mínimo, dos horas a la semana, presentan menores índices en los elementos inflamatorios de la sangre.

Hay que destacar que esta reciente investigación, publicada en la revista de términos científicos “Circulation”, ha podido demostrar que las personas que hacían las dos horas y media de ejercicios a la semana recomendadas por los médicos, evidentemente encontraban su corazón de un modo mucho más sano que aquellas totalmente sedentarias, basándose en el estudio de los marcadores inflamatorios, asociados en los últimos años a los riesgos de los problemas cardíacos.

No se puede dejar de tener en cuenta tampoco, acerca de este estudio, que el mismo fue desarrollado por científicos de la University College London, en Londres, y que contó con la participación de unas cuatro mil personas, sirviendo como una constatación de pruebas semejantes realizadas en el pasado, que habían arrojado resultados bastante semejantes a éstos.

Pero lo más interesante del caso será, seguramente, que se ha comprobado también que no es necesario hacer fuertes ejercicios en el gimnasio, ya que el hecho de realizar caminatas con cierta velocidad, o incluso la jardinería de la casa, son excelentes ejercicios para las personas mayores.