Dolor de cabeza e insomnio

Los sentimientos pueden causar malestar tanto en el estado emocional como en el físico. Un ejemplo son los dolores de cabeza, estos se manifiestan cuando hay problemas que no se expresan, se ha demostrado que cuando los problemas se exteriorizan, el dolor desaparece sin necesidad de medicamentos.

Para dar a luz estos sentimientos, hay terapias, talleres… en los que la gente acude a exponer sus problemas y experiencias.

Pero el dolor de cabeza, también puede ser síntoma de insomnio, gastritis, úlcera, alergias… o de falta de sueño, un problema que afecta a una cuarta parte de la población. Actualmente, según las encuestas, los españoles, dormimos menos y peor ahora que hace algunos años. El 20 % de los encuestados, aseguraban que los problemas del trabajo, son los que más les quitaban el sueño y esta misma encuesta realizada unos años antes, las causas, eran la familia y la salud, algo que da como resultado, el problema actual.

Estos problemas de sueño, derivan en el insomnio, el cual, da la cara cuando los problemas no se exteriorizan, por esta misma causa, los estados de ansiedad se hacen mayores.

Las personas más abiertas, es decir, las que les dan a sus sentimientos y emociones rienda suelta, las que comparten sus sensaciones con todos los demás, tienen menos problemas de este tipo. El ejercicio también es una forma de relajar las tensiones, este ayuda a exteriorizar la energía que el organismo necesita liberar.

Las plantas medicinales (fitoterapia) son otra alternativa natural para mitigar estos problemas. La valeriana, la amapola o la pasiflora son plantas recomendadas para la conciliación del sueño.

 

Fuente: nlm