Cuidados para la osteoporosis

Si te han hablado de la osteoporosis, sabrás que es una enfermedad que afecta a los huesos, pero que hemos de llevar mucho cuidado en su prevención, pues cuando aparecen sus síntomas, es cuando ya ha llegado a una etapa avanzada.

Los síntomas en que se da a sentir, son los siguientes:

-fracturas por cualquier golpe, aun siendo leve

-dolores de extremidades y cuello

-dolor de espalda (a veces, se confunde con la ciática)

-se encorva la postura (debido a los dolores)

Esta enfermedad, una vez que da la cara, ya no tiene cura, solo puede realizarse su tratamiento, el cual, consta de ejercicio, buenos hábitos alimenticios, consumo de calcio y magnesio. Los huesos, se han debilitado, se han hecho más frágiles, por lo tanto, hay que reducir el riesgo de roturas y prevenir que estos no pierdan peso ni volumen.

El consumo de calcio se ha de introducir en la dieta, este mineral, se encuentra en los lácteos y derivados. 1200 mg al día, es la cantidad ideal para consumir y 1000 (unidades) de vitamina D.

El ejercicio, es básico. Sal a caminar, haz ejercicios en casa, corre, pasea… cualquier ejercitación es buena para ello. 30 minutos al día, es suficiente para estar en forma, aunque dependerá del estado de tus huesos. El yoga, es un buen aliado para aumentar el equilibrio. Si prefieres ejercicios de resistencia, lo mejor son las pesas.

La vitamina D que contienen los rayos del Sol, son muy buenos para los huesos. Toma el sol 15 minutos al día, sobre la cara, brazos y escote.

No olvides a los dos enemigos principales: tabaco y alcohol.