La acidez

La irritación que sufren nuestras mucosas del estómago o esófago, son las que producen la llamada acidez. Estas mucosas contienen los jugos gástricos y se produce por ellos. Las mucosas, por supuesto, están protegidas, pero alimentos como el alcohol, cafés, medicamentos, grasas e incluso el estrés hacen que se debiliten. Otros motivos también son el sobrepeso o el tabaco.

La sensación que se padece con la acidez, es como un quemazón en garganta y estómago, dolor, reflujos después de las comidas, flato, etc.

Para tratar la acidez, hay que elaborar una dieta y evitar todos los productos anteriores sí que queremos que el resultado sea efectivo. De todas las causas que la producen, quizás la que tenga más problemas, sea la ingesta de medicamentos, para ello, ha de consultar al médico antes de su suspensión. A parte del cambio en la alimentación, se ha de comer despacio, masticar bien, no comer demasiado ni acostarse después de comer, también evita la ropa ajustada, sobre todo en la cintura a nivel del estómago. Los tratamientos caseros también ayudan, al igual que hacer un poco de ejercicio (con media hora es suficiente), pues la vida sedentaria no es nada recomendable. Nunca te automediques, pues hay productos en la farmacia que pueden ser perjudiciales y no tolerarse. Acude siempre al especialista. Los fármacos destinados a este síntoma, suelen reducir el ácido que produce el estómago, ya que neutralizan el PH que contienen los ácidos.

Si sufres acidez, toma nota de estos consejos para evitarlo.

Fuente: linea y forma