Trail Running, cuando la pista es la montaña

Trail Running

Mucho hemos hablado recientemente acerca de cómo el Running se ha impuesto en forma de moda en muchas de las principales ciudades del mundo, y como no podía ser de otra manera, a partir de ello han empezado a surgir también algunos elementos de entrenamiento casi consecutivos, como en este caso el Trail Running, que queremos enseñarte de qué se trata para que no pierdas de vista sus múltiples beneficios.

Lo primero que se debe tener en cuenta al respecto es que el Trail Running consiste, por sobre todo, en una disciplina que mezcla elementos del Running y Trekking. La idea es que trotemos o corramos, de acuerdo a nuestras posibilidades, pero en zonas fuera del entorno urbano llano, sino aprovechando otro tipo de sitios, como desiertos y bosques, que normalmente plantean más dificultades.

A partir de eso, debemos pensar que el hecho de utilizar este tipo de ubicaciones alejadas de la ciudad hace que el entrenamiento sea diferente, y muy probablemente más difícil, con lo que los beneficios serán mayores. La idea es que aprovechemos todas estas superficies más rústicas a partir de sus inclinaciones, tanto subidas como bajadas, y podamos fortalecer grupos musculares que en el llano permanecen dormidos de alguna manera.

Incluso, se especifica que no deberían hacer Trail Running quienes nunca hayan hecho Running antes, debido a que se trata de una etapa superior a la primera práctica, y si no tenemos una condición física básica podemos llegar a hacer desastres sobre nuestro cuerpo. De la misma forma, claro, antes de comenzar con este entrenamiento deberías someterse a los estudios pertinentes con un médico de confianza.

Por lo demás, está claro que si bien en cualquier sitio se puede practicar el Trial Running, tiene mayor relevancia aquellos que pueden garantizar nuestra seguridad, y siempre que sea posible, una buena condición climática que no vaya a complicar la salida más de lo que debería ser.